[Ni Soplando el Cartucho] La caída de una saga: Puzzle Quest



Escribir este post para mí es muy difícil. Os diré porqué: Puzzle Quest: Challenge of the Warlords me encantó. Digo más, Puzzle Quest me tuvo viciado durante semanas. Y, aunque muchos no lo creáis, Puzzle Quest tenía un final, y yo lo vi. Por eso es tan difícil para mí decir ni soplando el cartucho jugaré a ningún Puzzle Quest más.

¿La fama? ¿La sobreexplotación de una franquicia? ¿La pérdida de dedicación? Hoy intentaremos desde El Cartucho Contraataca contar como se puede empezar algo tan bien, Puzzle Quest: Challenge of the Warlords, y acabarlo tan mal, Puzzle Quest 2.

Para los que no conozcáis la saga, Puzzle Quest: Challenge of the Warlords, es un juego de puzzles con toques roleros y de estrategia ambientado en un universo de fantasía lanzado allá por 2007 simultáneamente para DS y PSP. Su mecánica es muy simple, similar a la de Bejeweled. Dado un tablero de gemas, conseguir unir 3 o más en una fila horizontal o vertical moviendo dos de ellas para conseguir maná para las magias, dinero para comprar cosicas, experiencia para subir de nivel o dañar directamente al enemigo. En serio, contarlo es más difícil de lo que en realidad es la mecánica del juego xD


No hace mucho analizamos aquí un clásico como Tetris y hay pocos juegos más simples y entretenidos que él. Algo parecido pasa en éste (salvando las distancias), a pesar de la simpleza de su mecánica, se hace realmente entretenido y parece que cuando juegas no puedes parar de empezar un combate detrás de otro.

Que realmente la mecánica te enganchara ya era suficiente. Pero es que además había magias (para dañar a tu enemigo con más virulencia), objetos (para concederte determinados poderes especiales), un mundo bastante basto (que muchos pensaron que era interminable xD)...

En fin, estábamos ante un muy buen juego. Tanto que prácticamente lanzó al estrellato a sus creadores, Infinitive Interactive. Y quisieron aprovechar el tirón sacando versiones para consolas mayores Wii, XBoxLive y PSNetwork, e incluso para otras plataformas portátiles como iOS. Hasta ahí bien.

El problema es que, viendo el filón, pensaron que repetir sería la fórmula de seguir en la cresta de la ola... pero solo repetir no es suficiente, hace falta algo más.


Su primera secuela fue Puzzle Quest: Galactrix. Para mí, fue una minimamente digna segunda parte. La acción en este caso se trasladaba a combates interestelares y futuristas, todo un cambio. Además, la mecánica de sus puzzles variaba sensiblemente utilizando gemas de 6 lados, en vez de el tablero cuadrangular del primer juego.

Estas dos novedades, cambio en la temática y puzzle renovado, le daban un toque de frescura y, a pesar de perder enteros respecto a su primera parte, también era un buen juego. Al menos entretenía un rato. Aunque empezaba a verse algo que sería lo que hundiría a la saga: el diseño empezaba a estar un poco descuidado y algunos de los artworks eran bastante feos. Parecía que se había perdido el mimo con que se hizo su primera parte.

Las posteriores entregas, confirmaron lo peor. Puzzle Kingdoms es un juego, ante todo, feo. Y lo digo de verdad, es feo feo. Con esta nueva entrega volvíamos a la fantasía medieval y se incluía un componente estratégico al tener que manejar unidades de combate a parte de tus magias y objetos. Pero lo repito ¡es que es un juego muy feo! Menús descuidados, personajes que parecían pintados por un niño de 3 años, pocas novedades jugables... la cosa decaía.


Después llegó Puzzle Chronicles. Aquí citaré la frase final del análisis del juego en IGN: If Puzzle Quest is a super hot girl, Puzzle Chronicles is her homely friend with a nice personality. Simplemente no se puede resumir mejor. Éste nos trajo una novedad notable en el terreno jugable (seguía habiendo gemas, no os preocupéis xD) pero... es taaaan malo gráficamente. Divertido pero infumable de ver. Yo no lo aguanté.

Y, por último, apareció Puzzle Quest 2. Los fans de la saga lo esperamos con ansia. Volver al nombre original nos hacía preveer que el espíritu del primer juego volvería, el cuidado y el mimo por el detalle no faltarían y, después de varios juegos muy deficientes, podríamos volver a pasar horas y horas con nuestro puzzle favorito. No se si es que yo estaba quemado ya de la saga, pero también me decepcionó.

Esta vez, pocas novedades jugables, a parte de la inclusión de armas y del cambio en la visión del mundo al moverte por él. El resto, más de lo mismo: mismo puzzle, mismos menús descuidados, unos inexplicablemente largos tiempos de carga, los artworks mejorados pero aun feos... Tampoco lo pude terminar, me cansé rápidamente.


¿Qué pasó en esta saga? ¿Por qué no se pudo mantener la calidad del primer juego en todas sus secuelas? No lo se. Solo se que repetir una fórmula no basta, hay que cuidar los detalles, evolucionar, mirar hacia adelante y, ante todo, dar siempre lo mejor. Yo creo que los chicos de Infinitive Interactive no hicieron ninguna de estas cosas. Por eso, han perdido un fan. Ni soplando el cartucho.

5 comentarios:

Drakons dijo...

Debió de ser difícil para ti escribir cada palabra de este gran post, pero sabemos también que necesitabas soltarlo y compartirlo, gracias por compartir ToniCae, venga todos demosle un merecido aplauso, ahora todo irá mejor :) jajaja

Yo también me vicié mucho y noté esa bajada de calidad ya en Galactris, espero que aprendan y saquen un super Puzzle Quest 3 que nos deje a todos satisfechos!

ToniCae dijo...

gracias Drakons, todo el apoyo será bienvenido en estos momentos difíciles... xD
al margen, lo que ha pasado con esta saga es sangrante, no se si mejor no esperar un Puzzle Quest 3, no vaya a ser que la hundan todavía más

Toni dijo...

Pues yo descubrí la saga tarde, concretamente en Puzzle Quest 2 y me he pegado horas y horas de vicio! Como dices, supongo que yo no venía de ver más de lo mismo.

A ver si me lo consigo acabar que me he picado a machacar a todos (y ya me empiezo a aburrir...)

No conocía el Galactrix, no pinta mal.

ToniCae dijo...

Si puedes, te recomiendo que lo pruebes. Para mí, exceptuando al primero, es el único otro Puzzle Quest que puede salvarse de la quema.

Eso sí, si Puzzle Quest 2 empieza a cansarte, date un respiro antes de meterte en Galactrix. Si no, puede que acabes bastante más desencantado de lo que empezaste. Es un consejo ;)

Drakons dijo...

Yo tomé el Galactrix con muchas ganas y mucho hype autocreado por mass effect y mi gusto por la ciencia ficción, y empezó bien, pero el estilo tan estático y el haber jugado mucho a Puzzle quest me hizo dejarlo

Publicar un comentario