[GAMEFEST] Probamos la ¿interminable? joya de Sony: GT5


Lo probamos por primera vez. Tuvimos que volver a hacerlo una segunda, e incluso, una tercera vez, pero al final desde El Cartucho Contraataca os traemos las primeras impresiones de lo que pudimos jugar del tan esperado Gran Turismo 5.


Para comenzar, y fue algo que nos quedamos con ganas de confirmar, tenemos la sospecha de que la demo que se mostró en el GAMEFEST tenía ya sus meses. No vimos (o no pudimos ver) nada que no hubiera circulado ya en forma de videos o imágenes por la red. Y no, para los que lo estabais esperando, no estaban activados los daños por colisiones.

Entrando ya en situación decir que, al principio, nuestras sensaciones nos dejaron un poco fríos. GT5 es, y siempre ha sido, un juego que se hace esperar también en este aspecto. La primera partida (corta, muy corta, dos minutos justos de breve demo) con cambio manual, un circuito extraño y un pepino que se descontrolaba como una bestia no ayudaron en nada. Mal cuerpo, caras raras, pobres sensaciones... ¿decepción? ¿no es lo que esperábamos? Espera, espera, esto hay que volver a probarlo.

Y así fue. Con más calma, pasados los nervios iniciales, nos pusimos de nuevo a los mandos del Real Driving Simulator. Y esta vez, nos aseguramos que nada trastocara nuestros sentidos: un circuito conocido, cambio automático y un coche más normalito. Entonces sí pudimos ver de lo que era capaz.


Gráficamente, poco hay que objetar: unos coches casi perfectamente modelados; la cámara interna, la mejor, con un interior del vehículo muy detallado y con un ángulo y amplitud de visión más que sobresalientes. Las pegas: un ligero popping en los elementos más lejanos de los escenarios y unos dientes de sierra en algunos sombreados un poco cantosos.

¿Y la jugabilidad? La sensación de velocidad fue bastante alta y las impresiones al volante muy buenas. Y es que ya lo comentaba: Gran Turismo siempre ha sido una saga de juegos que te exige dedicación, que te pide que lo jueges un poco más y que no te suelta cuando crees que eres tú el que no puedes dejarlo. No diré más, pues para dos minutos de demo ya he hablado demasiado ;)

Solo una última cosa, que ya pudimos ver anunciada ayer: vuelve a no tener fecha de salida... cómo leéis. Ayer Kazunori Yamauchi, su creador, lo anunciaba en su Twiter pidiendo disculpas a sus seguidores. ¿Y qué nos queda? La alegría de al menos haberlo probado y el consuelo de que tanto retraso será para bien. Eso sí, un consuelo con, cada vez más, un amargo regusto a resignación.

3 comentarios:

Drakons dijo...

El segundo intento en el circuito de Tokyo, con el control en automático, fue genial :)

hadouken dijo...

Buen post!!!

ToniCae dijo...

gracias cartuchero!

Publicar un comentario